FUSAL Logo blanco sin tagline
FUSAL 35 años
A lo largo de su historia, FUSAL ha entregado más de $784 millones en donaciones a una red de más de 600 beneficiarios entre los que destacan hospitales y otros establecimientos de la red de salud pública, clínicas de interés social y municipales, organizaciones sin fines de lucro en el ramo de la salud, centros de cuido de adultos mayores y niños, centros escolares, instituciones dedicadas a brindar socorro y rescate, organizaciones comunitarias, comunidades vulnerables de nuestro país que se atienden a través de los otros programas sociales.
En 2020, la principal labor del Programa de Ayuda Humanitaria estuvo particularmente centrada en gestionar y distribuir recursos para responder a las múltiples emergencias que hubo: la pandemia por COVID 19 - un evento disruptivo que impacto a escala mundial-, y cuatro tormentas tropicales. Para profundizar en la labor de FUSAL durante la pandemia, puede ser consultada la sección especial de COVID-19.
Durante el año, FUSAL a través de este programa promovió la implementación de actividades enfocadas en crear un impacto integral en la salud y el bienestar de las comunidades más vulnerables de la mano de socios beneficiarios. Dentro de lo posible, la distribución de bienes se acompañó de sensibilización y transmisión de conocimiento para que los beneficiarios pudieran maximizar el uso de los bienes donados y administrarlos correctamente.

Las actividades del Programa de Ayuda Humanitaria se realizan velando por la integridad en la gestión, recepción, manejo y entrega de los recursos, garantizando que los procesos se desarrollen de manera transparente y ágil, procurando que los donativos gestionados correspondan a las necesidades más sentidas de la población a la cual servimos.

Objetivo del Programa de Ayuda Humanitaria

El Programa de Ayuda Humanitaria tiene por objetivo mejorar el acceso a la salud de forma equitativa y oportuna, así como dar atención a crisis humanitarias en poblaciones vulnerables en nuestro país. Esto se realiza a través de la gestión, principalmente internacional, de insumos como: medicamentos, suministros médicos, ropa, calzado, productos de higiene y cuidado personal, alimento, material educativo, sillas de ruedas, insumos ortopédicos, equipo agrícola, entre otros. Esta labor se realiza en conjunto con la fundación hermana de FUSAL, Salvadoran American Humanitarian Foundation (SAHF), radicada en Miami, Estados Unidos, quienes administran las relaciones con donantes que han sido aliados por décadas.

Logros

En 2020, a pesar de ser un año que también fue difícil para los principales donantes del programa especialmente aquellos que dependen de trabajo de voluntariado, se logró gestionar 53 contenedores con un valor total de $17.85 millones.
En total, se realizaron 760 entregas de donativos a 165 instituciones por un valor de $30.8 millones.
La red de salud pública se vio beneficiada con el 44% de los donativos mediante el apoyo directo a 19 hospitales, siendo el Hospital Nacional de Niños Benjamín Bloom el principal apoyado durante 2020, recibiendo $9.3 millones en donativos. Se entregó más de $1 millón en donativos directos al Ministerio de Salud y más de $500 mil en apoyo a 14 unidades de salud de Morazán, Usulután, La Libertad y Sonsonate.

Las clínicas asistenciales, asociaciones y fundaciones en el ramo de salud y que sirven a personas con discapacidad, recibieron el 29% de los donativos a través de la provisión de insumos médicos, medicamentos e insumos ortopédicos, como sillas de ruedas, colchones anti escaros, entre otros.

Asimismo, el Programa de Ayuda Humanitaria contribuyó con los demás programas de FUSAL con donativos valorados en $1.8 millones, principalmente mediante la provisión de alimento, artículos de higiene y cuidado personal, ropa, calzado, medicamentos e insumos.

Principales causas apoyadas

Rescatistas en primera línea de emergencias

Más de 900 voluntarios de instituciones como:

  • Cruz Verde
  • Cruz Roja
  • Cuerpo de Camilleros
  • Comandos de Salvamento
  • Asociación Salvadoreña de Guardavidas 
  •  

Proporcionando los siguientes insumos:

  • Cascos 
  • Botas 
  • Capas 
  • Insumos de bioseguridad e higiene  
  • Dosis de suero electrolito 
  • Suministros médicos 
  • Medicamentos
  •  
Pacientes pediátricos con hemofilia

Beneficiamos:

  • 200 pacientes pediátricos del Hospital Nacional Benjamín Bloom 

Proporcionando:

  • 7,850 dosis de Factor VIII 

Entrega de 2,000 viales de Factor VIII al Hospital Nacional de Niños Benjamín Bloom

Pacientes con enfermedades crónicas

Beneficiamos a hospitales nacionales como:

  • Hospital Nacional Benjamín Bloom
  • Hospital Nacional Arturo Morales - Metapán
  • Hospital Nacional Rosales
  • Hospital Nacional Francisco Menéndez
  • Hospital Nacional de Suchitoto
  • Hospital Nacional General de Neumología Dr. José Antonio Saldaña
  • Hospital Nacional San Pedro - Usulután
  • Hospital Nacional de Chalchuapa
  • Hospital Nacional Nueva Concepción
  • Hospital Nacional San Rafael
  • Hospital Nacional San Juan de Dios - Santa Ana
  • Hospital Nacional Dr. Juan José Fernández Zacamil
  • Hospital Nacional San Juan de Dios de San Miguel
  • Hospital Nacional de la Mujer Dra. María Isabel Rodríguez 
  • Hospital Nacional Dr. Jorge Mazzini Villacorta - Sonsonate
  • Hospital Nacional San Bartolo
  • Hospital Nacional Santa Teresa - Zacatecoluca
  • Hospital Nacional Psiquiatrico Dr. José Molina Martínez
  • Hospital Nacional Nuestra Señora de Fátima - Coujtepeque

Proporcionando:

  • 4,280 dosis de Filgrastim (medicamento para el cáncer) 
  • 900 insumos para la realización de biopsias 
  • Equipo de protección personal 
Asimismo, se distribuyeron más de 1.73 millones de dosis de medicamentos para hipertensión, diabetes y enfermedades respiratorias, más de 5 mil mascarillas y 25 mil jeringas para insulina como parte del apoyo brindando a clínicas asistenciales, organizaciones que trabajan en pro de la salud, hospitales y unidades de salud con el objetivo de beneficiar a pacientes con enfermedades crónicas. Estos donativos ascienden a más de 490 mil dólares.

Respuesta a emergencias por tormentas tropicales

En 2020, cuatro tormentas tropicales a nivel nacional un deslave que azotó el país. Las tormentas Amanda y Cristóbal ocurrieron en mayo y junioEta e Iota en el mes de noviembre, y un deslizamiento por lluvias en Nejapa ocurrió durante el mes de octubre. Ante estas situaciones, FUSAL activó su plan de respuesta a emergencia para brindar auxilio a familias en las zonas más afectadas por dichos fenómenos, así como también, brindó apoyo a cuerpos de rescatistas y personal que administraba los albergues movilizando más de $850,000 en donativos. 

En total se apoyó a 8,500 personas, sdistribuyeron 7,796 paquetes alimenticios, 1,082 kits de higiene, 218 kits de estadía y 35 kits de limpieza, así como también equipo de protección personal, mobiliario y artículos para el hogar a las familias afectadas.  

La atención a estas emergencias se hizo en coordinación con el Equipo Humanitario País (EHP), liderado por las Naciones Unidas. FUSAL participa activamente en los cluster de salud, seguridad alimentaria y nutrición. En 2020, dentro del EHP, destacó el trabajo realizado por FUSAL, siendo la organización del sector privado cuyo aporte fue el más significativo a nivel nacional, cuantificando una inversión de $3.8 millones a través de sus diversas intervenciones en el marco de las emergencias, principalmente por las contribuciones ante la pandemia, en el cluster de salud. 

Agradecemos a nuestros aliados y donantes que hicieron
posible impactar la vida de miles de salvadoreños.

Memoria de Labores 2020
Compromiso con Impacto
th-largeclosechevron-down linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram